LOS MISMO SON UNO QUE DIEZ

0
342

CAFÉ MARRÓN 

Por Rafa Martínez Cristo

 

Bajo la premisa de “si lo van a fregar (a Roberto Borge), lo mismo será por uno que por diez pesos”, muchos de los afectados por la supuesta falta de recursos del gobierno estatal, aseguran que esto no obedece a que estén cuadrando las cifras y mucho menos ahorrando para entregar la administración con dinero en caja.

No, afirman que la consigna del titular de Sefiplan, Juan Pablo Guilermo Molina, es no dejar piedra sobre piedra ni títere con cabeza, es decir, que al entregar el gobierno, las arcas estatales tendrán menos dinero que agua en una piedra.

Y es que mucha gente que hace trabajos por fuera al gobierno y cobra por contratos, e incluso trabajadores del PRI, sus pagos fueron suspendidos sin que hasta el momento se les dé una razón por este incumplimiento, más allá del “están pasando aceite”, “no hay recursos”, “a ver si pronto cae algo”.

El hecho es que nuevamente esta administración está dejando sin sustento a cientos o quizá miles de familias, cuya cabeza ha tenido –en innumerables ocasiones- que salir del estado en busca de una oportunidad en otra entidad.

Los afectados tienen la idea de que el gobierno está racionando los recursos para cuadrar cuentas, y así salvar el pellejo ante la próxima administración estatal que, desde un principio, anunció que auditará las cuentas y, en caso de encontrar faltantes, sancionará a los responsables.

“Eso es falso, pues el gobierno de Carlos Joaquín mandará a juicio al actual gobernador o a algún chivo, si en realidad quiere hacerlo, lo mismo por el faltante de un peso que de mil, y será imposible que el gobierno de Borge cuadre los 22 mil millones de pesos a los que asciende la deuda estatal”, aseguran.

Entonces ¿Dónde quedó la bolita?

Comments

comments

No hay comentarios

Dejar respuesta